Reseña: No Game No Life. «Que el juego comience»

Ficha Técnica

No Game No Life  comenzó siendo una serie de novelas ligeras japonesas escritas e ilustradas por Yuu Kamiya, que comenzó el 25 de abril del año 2012 y que actualmente tiene solo 9 volúmenes publicados por Media Factory bajo su imprenta MF Bunko J.

Tiene dos adaptaciones al manga, una por Yuu Kamiya con ilustraciones de Mashiro Hiiragi que comenzó su serialización en la revista manga de Media Factory Comic Alive el 27 de enero del año 2013 y que cuenta con solo 1 volumen. Y la otra, No Game No Life, Desu!, por Yuizaki Kazuya, quien también tiene su publicación en Media Factory Comic Alive desde el 27 de mayo del año 2015, con tan solo 2 volúmenes hasta la fecha.

La adaptación al anime es realizada por Madhouse y salió al aire el 9 de abril del año 2014 y termino el 25 de junio de ese mismo año. En Francia se emitió en Simulcast Televisivo, con pocos días de diferencia respecto a la emisión japonesa, y en España la serie se encuentra disponible en Netflix.

Cuenta con una temporada de 12 episodios, 6 especiales y una película No Game No Life: Zero que se estrenó el 15 de julio del año 2017.

Argumento

No Game No Life se centra en Sora y Shiro, unos hermanos cuya reputación de NEETs hikikomoris y gamers han hecho que comiencen a extenderse leyendas urbanas suyas por todo internet.

Estos dos gamers consideran que el mundo real no es más que “un juego de mierda”. Un día, un chico llamado “Dios” les invoca en un mundo alternativo. En este mundo, Dios ha prohibido la guerra y declarado que todo se decide en base a los juegos, incluso las fronteras de los países. La humanidad vive ahora en una ciudad por culpa del resto de razas.

¿Se convertirán Sora y Shiro, hermano y hermana, en los salvadores de este mundo alternativo?

Sus géneros son: aventura, comedia y fantasía.

Animación

Hora de criticar la animación.

Comencemos con la paleta de colores con la que cuenta el anime. Algo que le puedo destacar es la gran cantidad de colores que tuvo, creo que nunca había visto tantos en un solo anime y eso me gusto y a la vez me molesto.

Si, vale que los colores eran geniales y representan muy bien todo el ambiente de la historia (un mundo de fantasía/juegos), pero siendo sincera tantos colores brillantes no se me hicieron cómodos de ver, me molestaban a la vista y hasta tuve que parar en varias oportunidades para descansar los ojos.

Ojo, que hay gente a la que le agrado la elección de colores del anime, considerándola vibrante y llamativa, pero yo personalmente no la soporto. Aun así creo que encaja muy bien en la ambientación de la historia.

Ahora el diseño de los personajes, del que no tengo mucho que decir pues nos encontramos con el mismo grupito de siempre: el protagonista de aspecto comun, una hermana loli kawaii y amigas/enemigas buenorras.

Los personajes femeninos están diseñados más para el fanservice que para otra cosa, chicas con orejas, alas y tetotas las hay a montones por todos lados. No digo que no me lo esperara, es decir.. ¿Qué sería de un anime lleno de chicas sin su dosis de fanservice? (y de lolis claro).

En líneas generales los diseños fueron bonitos y estuvieron bastante acertados en cuanto al ambiente que envuelve No Game No Life.

 

Banda Sonora

Si hay algo que de verdad me gusto de No Game No Life fue su OP, “This game” interpretado por Konomi Suzuki, tanto su animación como la música hicieron que se convirtiera en uno de mis openings favoritos todavía a día de hoy. El ED, “Oracion” interpretado por Ai Kayano, quien es la seiyuu de Shiro, este no me ha parecido que fuese destacable en comparación con el OP.

La lista de OST tampoco me ha parecido que resalte o llame mucho la atención, es solo música de fondo que acompaña algunos momentos.

Historia

La historia trata de un par de hermanos antisociales e inadaptados, pero son increíbles gamers, ellos son muy famosos en Internet y son considerados como una leyenda por sus increíbles habilidades de juego. Para ellos el mundo real es un “juego de mierda” del que están hartos, pero un día un chico que se hace llamar “Dios” los arrastra a un mundo fantástico, donde las guerras han sido prohibidas y todo se decide mediante juegos , allí ellos se convierten en los representantes de la humanidad que deberán combatir contra las otras razas para ganar de vuelta sus terrenos y el derecho de jugar contra “El Dios del juego”.

(Hasta aquí pinta bien la cosa no?)

Una vez en este mundo deciden que quieren enfrentarse a diferentes oponentes, con el objetivo de llegar a enfrentarse algún día al Dios del juego y vencerlo (pues ellos quieren ser los nuevos dioses de este mundo). En esto se basa gran parte de la trama, los protagonistas venciendo a otros oponentes y acercándose cada vez más a su tan ansiado “nivel final”.

La trama estuvo muy bien planteada, mostrándonos un mundo en donde las referencias y elementos otaku/gamers abundan, sin embargo creo que no se supo aprovechar del todo pues me hubiese gustado que a la hora de ver los combates se desarrollara más la parte de estrategia en los juegos. Era algo como: yo soy súper bueno jugando a esto, mejor que tú y por eso yo terminare ganando.

Los juegos creo yo fueron lo más entretenido, pero estos pudieron ser mejores, porque como ya dije antes era siempre la misma formula (los protas ganan y nunca pierden) y llega un momento en que ya sabes lo que va a pasar y te aburres.

A parte de esto también tenemos la cantidad exagerada de fanservice, que vuelvo a repetir no me parece mal, pero es que No Game No Life se pasa con este asunto. En varias oportunidades llego a molestarme esto, no por el fanservice en sí, sino porque estaban a cada rato con esto y en vez de ver una historia acerca de juegos termine por ver más como todas las chicas estaban en el baño juntas.

Personajes

Vaya, vaya… he aquí otro error del anime.

Antes de comenzar a hablar de los personajes me gustaría decir una cosa y es que, aparte de Sora, ¿Existe de verdad algún personaje importante para la trama?.

Porque desde donde yo lo veo es el único personaje que hace algo en toda esta historia y ahora te explico porque:

Sora se nos presentó como un chico renegado de la sociedad que le gusta estar encerrado jugando, uno pensaría que por esto adoptaría una actitud tímida pero es todo lo contrario, es confiado, no tiene miedo de enfrentar a sus oponentes cara a cara y posee varios momentos cómicos y extrovertidos.

Sora es en realidad quien siempre se encarga de solucionar los problemas y de ganar los combates, cosa que ni su hermana Shiro logra hacer (y se supone que ella es la más genial y lista de los dos).

Shiro por otro lado comenzó siendo la loli-genio en lógica, estrategia y resolver problemas, quien se supone es la única capaz de derrotar a Sora, pero al final es Sora quien siempre arregla todo por ella.

Termino por convertirse más en una integrante del harem de Sora (la relación incesto) que en una gamer de alto nivel que en un principio se nos presentó.

Finalmente hablare del resto de personajes como: Stephanie, Jibril, Kurami, Feel, Izuna y Tet.

Estos personajes hacen poco y casi nada, si bien es cierto que cada uno colaboro de alguna manera en la trama, sigo pensando que ninguno de ellos se destacó especialmente y no porque no fueran bien planteados…

… sino porque todos los personajes son femeninos (excepto Sora y Tet, pero este último no cuenta porque casi nunca está presente) y estas están más interesadas en protagonizar escenas con poca ropa que en otra cosa.

Conclusión

Para mí fue un anime decepcionante, que tenía un gran potencial que no se supo aprovechar y tantas buenas ideas que podía implementar y que nunca se vieron en pantalla.

Y me sabe mal porque yo llegue a verlo con muchas expectativas y creo que si se hubiese desarrollado de otra manera hubiera sido de verdad genial.

Espero que si sacan la segunda temporada esta sea mejor que la primera, porque a pesar de todo No Game No Life sigue siendo una increible historia de fantasía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.