Reseñas

Shingeki no Kyojin reseña del manga 105 - Un nuevo adiós

Finalmente se ha estrenado el capítulo 105 del manga de Shingeki no Kyojin que trae consigo un título fatalista que ya de entrada nos va preparando para lo peor "Bala asesina".

Luego de las grandes secuencias de acción que vimos en los últimos episodios, este contiene una mayor cantidad de diálogos puesto finalmente están en "calma", pese a que ya no hay ninguna pelea de titanes no quiere decir que el peligro haya pasado y aunque muchos odiarán el episodio y querrán la cabeza de Isayama tras verlo, es una forma de cerrar el arco que ha sido perfecta, aunque duela la forma en que se ha hecho.

Sospechas confirmadas

Desde hace varios capítulos muchos aseguraban que Eren habría planeado atacar a Marley totalmente solo, en este capítulo se ha confirmado la teoría tras una buena patada por parte de Levi que ha traído a muchos viejos recuerdos. El resto del equipo tuvo que ir a buscarlo y ayudarle a salir vivo de la situación que provocó, y viendo cómo resultó todo, Eren tenía las de perder, por eso tras ser regañado por Levi se le puede ver atado, debido a que lo han arrestado por sus acciones.

Mikasa reacciona ante la brusquedad con la que tratan a Eren pero en los ojos de Armin se puede ver que ha sido un riesgo que no debió haber tomado, desde hace varios capítulos podemos ver la decepción en sus ojos y en este episodio no es la excepción. Otro descubrimiento de este capítulo es que la misteriosa carta que todos pensaban iba destinada a Zeke iba en realidad dirigida a sus amigos.

Gabi...lo que tanto esperábamos

Si alguien dice que no esperaba que sucediera algo con Gabi está mintiendo, desde el inicio de este arco prácticamente está escrito en piedra que en definitiva jugaría un papel importante pero...¿Cuándo? En definitiva ya habíamos quedado decepcionados al no ver a Gabi hacer ese algo relevante que esperábamos, muchos de los fanáticos estaban seguros que se cargaría a Jean pero luego esto fue descartado; luego de decidir que abordará la nave sabemos que algo va a pasar, tiene esa expresión en su cara que muy bien conocemos y cuando llega allí con Falco sale a flote todos esa ira reprimida que no pudo sacar durante el campo de batalla.

Gabi hace gala del fatídico capítulo y da un golpe certero a los seguidores de Shingeki; sí, ahora los personajes son adultos y muestran una faceta muy diferente a cómo los conocimos pero uno de ellos no podremos profundizarlo más tras este episodio.

¿Y ahora qué?

Tenemos en el manga a una Gabi que quiere hacer pagar a los demonios que para ella no merecen seguir viviendo y los hará pagar con sangre lo que han hecho, por un lado a Falco que se ha prometido rescatar a Gabi del temible bucle que Reiner bien conoce, por otro lado Zeke no está muerto y ambos chicos lo confirman al verlo junto a Eren y los demás; Levi lo ha dejado con vida aunque no se descarta que en un futuro cumpla su promesa a Erwin.

Otro de los detalles revelados fue la identidad del soldado que encerró a los titanes Carguero y Mandíbula, el cual no era ninguno de los personajes conocidos. Ahora lo que se desconoce es sí todo fue un plan de Zeke, de Eren o de ambos, lo cierto es que muy pronto vendrá más acción, puesto que ahora irán con todo contra Paradis.

Todavía falta mucho por ver de los personajes, así como conocer qué tanto han crecido en estos años. Armin es uno de los personajes más interesantes, especialmente por su constante perfil triste. Este capítulo ha sido una excelente y brutal forma de cerrar este arco, que decidimos despedir con una imagen que no podremos olvidar tras terminar este capítulo.

 

Contenido Relacionado
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *